Monthfebrero 2017

Un premio a tu hombría.

Lo escuché de manera accidental; llegué en el momento justo para escuchar que lo nuestro fue una apuesta y que yo fui el premio a tu hombría. No lo podía creer, no lo quería creer.

Corrí a tus brazos y me abrigué en ellos como siempre lo había hecho desde aquel sí. Y te lo conté a manera de chiste, entre risas nerviosas; no reíste conmigo, me sorprendí. Te miré a los ojos y tu silencio me congeló. ¿Verdad que es una estupidez? Bajaste la mirada y lo entendí: la estúpida había sido yo.

La venganza ya no es dulce. Capítulo 16. 180 Grados.

Me encuentro rodeada de un grupo de chicas de diferentes edades, soy el centro de atención y de preguntas. Me cuestionan sobre cuáles son mis planes en lo adelante para con Omar, que cuál es la nueva estrategia, que cómo me voy a vengar de lo último que me hizo. Comentan que detestan a su nueva novia, expresan todo su despecho y desconsuelo, y yo me siento abrumada ante tantas intervenciones. No sé cómo o con qué cara decirles que ya no quiero hacer más nada que olvidarlo, no las quiero decepcionar, mi ego quiere mantener su simpatía, pero de todos modos les tengo que decir porque realmente me quiero olvidar del tema.

Reúno todo el valor que utilicé para vengarme de Omar, y me pongo de pie en medio de todas tomando la palabra. A penas puedo creer que me respeten tanto como para guardar silencio en cuestión de segundos.

Continue reading

Llega un punto en el que ya no sé si es fe, terquedad o masoquismo.

© 2017 Wordpicxy

Theme by Anders NorenUp ↑